Exportaciones: La mentira rompe los huevos

“Abrirse al mundo” y “Ser el supermercado del mundo”, fueron parte las promesas de la campaña que llevaron a Mauricio Macri a ser electo presidente en el 2015. En aquel momento decíamos que la producción de lo que llamamos Economías Regionales tenía como principal destino el mercado interno, al cual destinan entre el 80 y 90% de lo producido.

3 años después, empezamos a transitar el último año de gestión de CAMBIEMOS y los números no mienten, los slogan no tapan datos.

Este es el caso de la producción de huevos, en la que según informa CAPIA (Cámara Argentina de Producción Avícola), el huevo argentino ha sufrido una caída del 17% en la participación en los mercados externos. El pico histórico de exportaciones se produjo en 2011 llegando al 6,43% de la producción, mientras que en 2018 llegaron a representar el 2,95% contra el 3,55% del 2017.

Pero además cayó el consumo interno un 3,5%, lo que implica una disminución de 10 huevos menos consumidos por habitante por año. Pasando del 5° al 8° lugar como país consumidor de huevos, detrás de Méjico, Singapur, Japón, China, Rusia, Uruguay, Colombia.

También cayó producción de unidades en el mismo orden del 3,5%, pasando de 12.987.065.000 unidades en 2017 a 12.535.560.000 unidades en 2018. Disminuyó la población de aves un 4%, pasando de 44.200.000 en 2017 a 42.400.000 en 2018.

En producción avícola el crecimiento desde 2003 a 2015, mostro picos en 2011 en algunos a parámetros, y en consumo por huevos/habitante/año creció de manera sostenida de 2013 a 2017.

Esta caída en los números “son la consecuencia directa del incremento de los costos de la producción, la elevada carga impositiva, la caída del poder adquisitivo, la falta de incentivos y de financiamiento para la exportación”, dice Javier Prida, presidente de CAPIA.

Claramente las medidas políticas en materia económica ejecutadas por el gobierno nacional no se acercan en lo más mínimo a las promesas que realizo Mauricio Macri en la campaña electoral de 2015. Subordinando las actividades productivas al interés del sector financiero, donde los bancos obtuvieron ganancias superiores al 260% (según BCRA).

Esta Fake News (noticia falsa en inglés), o lisa y llanamente “mentira”, está rompiendo las diferentes actividades productivas, y los huevos hoy son otro ejemplo.

Deja un comentario